¡Mira tú que bien, voy a ser mamá!

Cuando una mujer decide dar el paso definitivo, el que no tiene retorno, el que sabe que será como firmar un contrato de por vida en el que se da por hecho que estarás preocupada toooodos los días del mundo mundial, hasta que la palmes… es un momentazo increíble y maravilloso, pero… tiene sus teje manejes y os explico, por medio de imágenes el día a día de una mamá novata embarazada y despistada en grado sumo.

No nos engañemos, no ayudan las abuelas, no ayudan las tías, ni las vecinas… ni siquiera Google ayuda un pimiento… snif… es la verdad del embarazo. Todo el mundo parece saber más que tú y ya te digo yo que no saben nada de nada. En cuanto a los médicos ¡para qué hablar!  Están limitados a las puñeteras estadísticas y yo te digo, amiga mía, que vas a aprender más aquí y ahora con éstos chistes gráficos que en todo lo que te cuente la gente, por mucho que se empeñen en creerse con el don divino del conocimiento.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Publicado en Humor Baby y etiquetado , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *